cocoEs la nueva estrella de la ilustración europea. Sus trabajos retratan la realidad de los personajes anónimos de las calles de Londres. Es que la diseñadora española Coco Dávez  se ha pasado  toda su infancia pegada a los lápices y al papel. “Desde pequeña he estado dibujando con la idea en mente de, en un futuro, estudiar Bellas Artes, pero obviamente con 7 años nadie sabe lo que realmente quiere”.

En 2010 se muda a Londres donde retoma la pintura compaginándola con la cámara fotográfica. Desde entonces colabora como ilustradora para medios como los suplementos del diario “El Mundo” de Madrid, la revista “Cinemanía”, “Vanidad”, “Revista Don”, “Mala Magazine” de Chile, “Han Han” de Francia, y “Prendas Públicas” de Suecia.

“Años depues abandoné la pintura casi por completo. Y fue cuando me vine a Londres a vivir, cuando me meti de lleno en esto de la ilustración, sin saber cómo se utilizaba una tableta gráfica, o el Photoshop o el Illustrator. Y te hablo de hace tan solo 4 meses, pero siempre he sido una persona muy autodidacta, y nunca me ha importado echarle horas y horas a este tipo de cosas…

– ¿Cuál es la característica femenina que imprimís a tus trabajos?
-No me gustan los dibujos que a primera vista te dicen si vienen de la mano de un hombre o una mujer, creo que el autor debería quedar escondido detrás de la ilustración y que este cobrase el verdadero protagonismo. Creo que cuando miramos al autor antes que a la obra, muchas veces tendemos a la sobrevaloración. Pero desde luego si apuesto por el estilo, ver un trabajo y decir “mmm es muy…”X”, es suyo???”, creo que esa debe ser la verdadera firma.

Pero contestando a tu pregunta…Supongo que el pelo es una característica importante. Este punto, uno de los más atractivos que tiene la mujer, yo intento potenciarlo en cualquiera de mis personajes. Pero también es verdad que no me gusta que mis personajes tengan un carácter femenino, ni correcto, ni convencional, no quiero que se vean típicas personalidades.

– ¿Cómo se eligen los temas en los que vas a trabajar?¿Nace en vos o en la redacción?
-Bueno, ellos saben mi estilo, y me plantean el tema. Después me dan total libertad para que dentro de él, ilustre lo que yo quiera.

-¿Cómo se puede hacer para evitar que la ilustración sea un simple tapa agujero?
-Personalmente no lo veo como una tapadera de ningún modo. Con los medios con los que contamos actualmente puedes hacerte con 300 fotografías sin protección en cuestión de segundos. Si veo más el uso de fotografías como una salida a un texto corto y poco trabajado. Pero introducir la ilustración en estos campos creo que le da un toque diferente, potenciando la creatividad y dando como un resultado un trabajo más cuidado y con personalidad.

– Vos trabajás mucho con lápiz y papel tus ilustraciones, ¿cómo creés que impacta en los diarios  la irrupción de las computadoras?
-No creo que la tecnología invente a un dibujante (o a un fotógrafo). Veo el uso de los ordenadores como un medio que facilita el trabajo y resta horas.

Supongo que en todo lo que abarca el arte las puertas están abiertas a todo el mundo, o al menos así debería ser, lo difícil es hacerse un hueco, hay mucho talento y mucha competencia, por lo que creo que son los que se quedan, los que consiguen llegar a la gente y hacer que se les mueva ese algo por dentro. Por lo que creo que no es tan importante el qué has hecho, con quién o el qué has estudiado, sino el qué consigas transmitir.

-¿Qué le dirías al ilustrador que logra seducir a sus lectores con su trabajo artístico?
-Pues le dlría enhorabuena si lo consigue, desde luego no hay nada como seducir con tu trabajo, supongo que es lo que queremos todos. Cuando te encargan un dibujo para cualquier artículo, desde luego intentas que se convierta en el verdadero centro de atención; cuando compras una revista y pasas una página tras otra, ningún texto te hace detenerte, si lo suelen hacer esas fotografías, ilustraciones o ese titular con tipografía perfecta. Por lo que creo que en el ámbito editorial ambos deben ir unidos, para que uno potencie al otro. Y tengo que decir que muchas veces una buena fotografía o un buen dibujo es la salvación de un texto pobre.

-¿ Los editores deberían tener una formación mas visual o los ilustradores tendrían que tener una formación más periodística?
– No creo que los ilustradores deberían tener una formación periodística. No lo veo necesario, si quieres trabajar en todos los campos donde se va introduciendo la ilustración debes saber adaptarte a lo que te piden, simplemente y a eso añadirle tu dosis de imaginación. Para mi gusto, a la mayoría de los editores les falta creatividad, van a lo correcto y corriente antes que atreverse al riesgo.