Los que estudian a éstas especies sostienen que los pulpos son bastante inteligentes. Existen más de 300 especies diferentes de moluscos cefalópodos que habitan en aguas tropicales y que pueden cambiar sus colores, echar veneno con un fuerte chorro, hasta ejercer una fuerza mayor que su propio peso corporal. Pero además de todo esto, tal vez más propio de las especies, los pulpos pueden navegar a través de laberintos, resolver problemas, y recordar sus soluciones, según la revista “Scientific American”.

OCTOGRAPHER-520x245 340x252-1429039304 hqdefault octographer4

Entonces afirmar que los pulpos son inteligentes no es descabellado.

Una famosa historia del Acuario de Brighton en Inglaterra, dice que hace 100 años, un pulpo salió de su estanque en la noche, cuando nadie estaba mirando. Se fue al depósito de al lado, se comió una de la liebre de mar, y luego regresó a su tanque antes de que nadie se diera cuenta. Al parecer, esto ocurrió un par de veces antes de que alguien lo descubriera.

Toda esta intro nos sirve para entender la historia de Rambo, un pulpo del Acuario de la capital de Nueva Zelanda. Porque Sony se asoció con ellos para promover su cámara resistente al agua, la Cyber-shot TX30. Sólo tres intentos le llevó a Rambo para comprender cómo tomar una foto.

Octographer-compressed octographer-660x371

sony-octographer-614px-C