Mi México Querido, por Carlos Gámez Kindelan

Imagen 47B

Imagen 2 Resulta difícil resumir en unas pocas líneas tanto bueno que me traje para España desde México. Como Ponente en la VII Cumbre Mundial de Diseño me encontré con una organización magistral, sobresaliente en todos los sentidos. Me sentí unido al grupo humano y profesional destacado para el evento desde que entré por la puerta del Hotel en Paseo de la Reforma. Todo un colmo de atenciones que me hicieron sentir en un lugar nuevo pero no extraño. Nunca antes tuve la suerte de visitar México. Por España, los medios de comunicación suelen enfocarse en los mitos de la violencia y el narcotráfico del país. Estuve una varios días en México DF y no sentí ni un segundo cualquier falta de seguridad en las calles y lugares que visité (caminando por el Paseo de la Reforma o de visita a las pirámides de Teotihuacán. Fuera de las horas dedicadas a la Cumbre me sentía muy en sintonía con la ciudad y sus gentes, con toda la Historia cultural a pie de calle y su singular gastronomía. México D.F. es una gran museo y una gran urbe a la vez. Difícil de contemplar en pocos días.

Durante el desarrollo de la Cumbre charlaba a menudo con distintos ponentes y nos repetíamos una y otra vez el alto grado y calidad tanto del cartel de profesionales internacionales presentes, de 14 países diferentes nada menos, como de la excelencia a nivel organizativo. Llevo 14 años acudiendo a eventos profesionales en este ámbito (Diseño periodístico e infografía), en varios países y puedo asegurar que la VII Cumbre de Diseño en Prensa de México D.F. ha puesto el listón muy alto. Algo que agradecemos todos los profesionales y que merece un reconocimiento especial por el grandísimo esfuerzo llevado a cabo por Don Willy Gómez Hill, Don Flavio Toledo y el resto del equipo humano destinado para la ocasión.

Me llevo para España muy gratos recuerdos, fotografías, nuevos y queridos amigos y el placer de compartir con los mejores profesionales a nivel mundial del Diseño Periodístico y la Infografía. Espero y guardo con ilusión el poder participar y apoyar a la próxima Cumbre Mundial de Diseño en Prensa en 2012. Desde Madrid les mando toda mi confianza y ayuda en cualquier aspecto para que México D.F. vuelva a ser una año más el foco internacional del diseño periodístico de más alto nivel.